Facebook
Twitter
Instagram
Youtube

Blog

Image

Los mejores Prebióticos y Probióticos para perder peso, para deportistas ó para mejorar nuestra salud

Nov 24, 2017

Muchos nos preguntáis acerca de los prebióticos y los probióticos y como debemos utlizarlos para mejorar nuestra salud intestinal, perder peso, mejorar nuestros resultados deportivos o simplemente cuidar de nuestra salud. Aquí os dejamos una breve explicación de lo que son , como nos pueden ayudar y nuestra opinión sobre su uso, aquí la tenéis. 

¿Qué son los probióticos?

Los probióticos son microorganismos vivos que ingeridos en cantidades adecuadas, ayudarán a mejorar nuestra flora bacteriana intestinal. La cual es muy importante en distintos procesos fisiológicos.

Los probióticos pueden ayudar a balancear la microbiota cuando está siendo afectada por una dieta pobre, por infecciones, por tratamientos antibióticos o por otros factores externos como puede ser el estrés. Deciros que muchos de los probióticos que se utilizan vienen de bacterias usadas como fermentos naturales.

Antes de entrar a explicaros más en detalle los beneficios de los probióticos es fundamental que entendamos que es la microbiota intestinal y los prebióticos.

¿Qué es la Microbiota?

La microbiota, es el conjunto de bacterias que vive de manera habitual en el intestino de los seres humanos y de muchos animales, manteniendo una  relación simbiótica tanto de tipo comensal como de mutualismo. La mayoría de este conjunto de bacterias no son dañinas para la salud y muchas son beneficiosas participando en numerosos procesos fisiológicos.

La microbiota intestinal participa de manera principal en múltiples funciones como:

  • El metabolismo de algunos carbohidratos.
  • Especialización y activación del sistema inmunitario.
  • Regulación del crecimiento de células intestinales.
  • Síntesis de ciertas vitaminas (K y B).

Algunas bacterias de la microbiota intestinal tienen enzimas que son capaces de digerir ciertos  carbohidratos que no pueden ser procesados de otra manera. Polisacáridos más o menos complejos, como los que componen la fibra alimentaria insoluble, sufren procesos de fermentación que dan lugar a productos como los ácidos graso de cadena corta , los cuales ejercen efectos beneficiosos sobre el metabolismo de los glúcidos y del colesterol.

Dicha fermentación, también produce gases y flatulencias con olores característicos de las heces. Se ha propuesto que los productos derivados de la fermentación colónica de la fibra, como ciertos ácidos grasos de cadena corta, podrían jugar un importante papel en la prevención de la aparición de cáncer de colon. Dichos productos parecen ejercer efectos antiinflamatorios y apoptóticos  (destrucción de las células que han cumplido con su ciclo de vida) de células que pudieran llegar a ser cancerígenas.

La comida que nosotros tomamos diariamente juega un papel fundamental en el mantenimiento de la diversidad y del propio funcionamiento de nuestra microbiota

La microbiota intestinal tiene un papel principal sobre el tejido linfoide asociado a la mucosa intestinal. Tiene la función de preparar a los linfocitos las cepas que son beneficiosas o dañinas para el organismo, así como reconocer las bacterias invasoras. De esta manera, las bacterias de la microbiota ejercen una función de especialización del sistema inmunitario.

IMPORTANTE

La microbiota intestinal no existe durante la vida intrauterina, se adquiere desde el momento del nacimiento por exposición a especies bacterianas en el momento del parto a partir de la flora vaginal y gastrointestinal de la madre. Posteriormente, con la alimentación y la exposición al ambiente se van adquiriendo otras especies bacterianas.

El propio organismo ejerce un control de la proliferación de las bacterias de la microbiota mediante mecanismos hepáticos que ejercen una función depuración y prevención.

¿Qué ocurre si tengo una microbiota pobre o inadecuada?

La desaparición de especies como consecuencia de una alimentación inadecuada, medicamentos o las alteraciones en la composición de la microbiota intestinal pueden provocar numerosos trastornos para el individuo, como

  • El síndrome de colon irritable.
  • Alteraciones nutricionales.
  • Deficiencia de vitaminas, etc.

Por ello, el mantenimiento de una alimentación adecuada, carente de elementos tóxicos es una condición que permite el equilibrio de muchas funciones del organismo.

Todos los organismos que viven en el intestino son parte de esta microbiota y son fundamentales en los diferentes procesos que suceden en el intestino.

Muchas personas que quieren perder peso y deportistas, tienen digestiones pesadas y muchos gases. En otras ocasiones que se toman antibióticos, se está resfriado, o hay mucho estrés, la flora bacteriana endógena se ve desplazada por bacterias patógenas que colonizan nuestro intestino. Algo que no ayuda nuestro organismo a trabajar de forma adecuada

 

¿Que son los prebióticos?

Son ingredientes indigestibles de la comida que provocan, selectivamente, el crecimiento y la actividad de un número limitado de especies bacterianas autóctonas, aportando un beneficio a nuestro intestino y microbiota. Los prebióticos se encuentran de forma natural en los alimentos o añadidos a ellos como productos funcionales.

Los prebióticos están presentes de forma natural en frutas y vegetales como ajos, cebollas, puerros, espárragos, alcachofas, tomates, plátanos, ciruelas y manzanas; en granos y cereales como el salvado y en nueces como las almendras. Por esta razón, las verduras, frutas y cereales deben ser parte de una dieta equilibrada y saludable.

 

¿Cómo perjudicamos nuestra microbiota?

A través de la alimentación con

  • El consumo de ultraprocesados.
  • Exceso de edulcorantes en la dieta y alcohol.
  • Otro tipo alimentación no saludable ayuda también al aumento de bacterias patógenas, y por tanto a malestar digestivo, sensación de hinchazón, pesadez, dolores abdominales, etc.

En el caso de las personas que hacen deporte, provocan una disminución del rendimiento y en el caso de personas que quieran mejorar su peso y su salud, creando multitud de problemas digestivos o gastrointestinales de forma constante, como puede ser el estreñimiento continuado.

 

¿Cómo sé si debo tomar probióticos?

Si estas sensaciones digestivas son constantes es recomendable consumir alimentos que contengas probióticos como

  • Los yogures naturales
  • Chucrut
  • Pepinillos
  • Miso
  • Algas

También puede ser recomendable consumir probióticos en forma de suplementos. Estos deben ser de amplio espectro, con un número de cepas diferentes y en cantidad suficiente para que ayude a mejorar.

 

¡Punto clave!

Antes de comenzar a tomar cualquier tipo de probiótico es recomendable acudir a un especialista que evalúe nuestra alimentación y que determine cuál puede ser la estrategia más adecuada para mejorar nuestra flora intestinal y nuestra salud

 

En Centro PRONAF os invitamos a consultar con un nutricionista, realizar una valoración personalizada de vuestra situación, así como realizar un análisis de la composición corporal.

Sticky

Post a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*