Facebook
Twitter
Instagram
Youtube

Blog

torrijas2 pronaf
Image

9 Recomendaciones para semana santa

Abr 08, 2019

Esta es la pregunta que muchos nos hacemos cuando se acercan las fechas de semana santa «¿Cuantos Kilos engordaré esta semana santa?». Los excesos están a la orden del día y queremos daros 9 recomendaciones para Semana Santa, porque hay que tener cuidado con la ganancia de peso. En este post veremos 10 trucos para que no tengas que pensar en los kilos y mucho más en disfrutar del descanso, la familia, los amigos y unas fechas tan señaladas. ¡No queremos que tu procesión comience el Lunes de Resurrección!

Nuestras 9 recomendaciones para semana santa son estas

1. ¿Puedo comer los postres típicos como el pestiño, las torrijas, o la leche frita?

Por supuesto, pero siempre con moderación. Las torrijas, el pestiño y la leche frita son unos platos muy azucarados, además de que tradicionalmente son sometidos a la fritura. Esto hace 2 cosas:

– Está frito y azucarado, por lo que las calorias por porción se disparan.

– El exceso de azúcar puede producir un aumento muy rápido del azúcar en sangre y que luego baje al poco tiempo, lo que supondrá que volvamos a tener sensación de hambre en poco tiempo y por lo tanto volver a comer en un corto espacio de tiempo.

Estos dos puntos favorecen la ganancia de peso, al transformarse el exceso de carbohidratos en grasa, por lo que es importante que se consuman con moderación y de forma esporádica, es decir, no comer mucha cantidad y que no sea todos los días, ¡no pueden ser un hábito!

Deciros que existen recetas de estos postres que hacen que sean un poco más saludables que las que conocemos habitualmente, así que no perdáis la oportunidad de probarlas (más abajo os dejamos algunas opciones para conseguirlo).

 

2. ¿Si uso azúcar moreno en lugar de azúcar para hacer los postres, engordo menos?

La respuesta es: NO.

Esto es un mito de la Semana Santa, y nuestras recomendaciones en semana santa y todo el año, son que a pesar de estar muy extendido, ya que existe la falsa creencia de que el azúcar moreno, al no ser el azúcar blanco al que estamos acostumbrados, no nos engorda. Sin embargo, aquí te mostramos lo que aportan según la BEDCA:

Cantidad de azúcares en 100g Cantidad de calorías en 100g
Azúcar blanco 100 g 408 kcal
Azúcar moreno 100 g 398 kcal

azucar moreno pronaf

 

La única diferencia es que el azúcar moreno posee melaza que le aporta ese color. Por lo demás, es lo mismo, te aportan la misma cantidad de azúcares y calorías, por lo que te van a engordar igual.

Nuestra recomendación es usar canela para dar sabor dulce a los postres en lugar de cualquier tipo de azúcar, miel…

 

3. Buscar recetas de postres más saludables.

Siempre es recomendable indagar sobre recetas más saludables. En nuestro caso, nos centraremos en los postres típicos de Semana Santa. Existe una forma de realizar estos postres de manera que puedan ser menos insanos y calóricos que las que conocemos desde que somos pequeños.

Cabe destacar que, aunque sean más sanas que las habituales, esto no significa que podamos comerlas sin moderación, se deben consumir de forma consciente. Escogimos como ejemplo la realización de unas torrijas de forma más sana. La receta realmente consiste en realizar cambios en los tipos de alimentos y en la forma de cocinado tradicional que se han utilizado desde siempre para su elaboración:

– Pan integral, en lugar de usar pan blanco. El pan integral produce una mayor saciedad que el pan blanco puesto que es más compacto y hace que tardemos más en masticarlo.

– Bebida de soja, en lugar de usar leche entera. La bebida de soja, además de aportar sabor, aporta menos grasa y más proteína que la leche entera, por lo que aumenta la saciedad y permite controlar mejor el peso.

– Canela. La canela en rama junto a corteza de naranja y limón aportará mucho sabor al postre y, una vez acabado el cocinado de la torrija, se puede espolvorear canela en polvo para darle un sabor dulce sin necesidad de usar ni miel, ni azúcar, lo cual permite controlar el peso.

– No uses aceite, ¡el horno es tu mejor aliado! La elaboración se hace igual que las torrijas que todos conocemos, pero no hay que usar aceite por ningún lado. Esto es debido a un cambio en la forma de cocinarlas, y es que se ha cambiado la fritura de las torrijas por hacerlas en el horno, permitiendo controlar que nuestro peso no suba como la espuma

– Formas de cocinado. Enlace a tipos de cocinado

Tenemos que destacar que también es importante la forma en la que cocinemos el resto de comidas. Deberemos evitar todo lo que sea fritura, y aumentar el consumo de alimentos al horno, cocidos y a la plancha, ya que se ha visto que la fritura aparte de ser muy graso (el alimento es bañado al completo en aceite) y muy calórico, lo cual no solo te hace aumentar excesivamente de peso, sino que también puede favorecer otros problemas como los fallos cardíacos (1). Sin embargo, la plancha, cocción y horno, al usar menos cantidad de aceite que la fritura, tiene menos grasas y menos calorías y permiten controlar mejor el peso.

Estas son nuestras 5 recomendaciones, pincha aquí

 

4. Siempre elegir las mejores opciones para las comidas.

Entre nuestras recomendaciones para semana santa es muy frecuente q ver como ue por estas fechas se come en grandes cantidades y, además, aún sin tener hambre forzarnos a comernos un postre típico de estas fechas. Sin embargo, el que sea festivo no significa que no pueda comer bien y, aunque sea un momento de descanso, se debe seguir manteniendo el método del plato saludable: Plato dividido. PRONAF

De esta forma, nos sentiremos más saciados y comeremos menor cantidad, permitiendo evitar que se dispare nuestro peso.

¿Quieres conocer algunos tips para conseguirlo?

 

5. No forzarnos a comer postre.

En relación a lo citado en el punto anterior, no debemos dejarnos llevar por la gula y nuestro sentimiento por lo dulce por lo que, si ya nos sentimos llenos, no es recomendable forzarnos a comer postre. El hecho de forzarnos a comer más de lo necesario no sólo nos producirá un aumento de peso, sino que también puede hacer que la digestión sea más pesada.

 ¿Conocéis algún mito sobre la fruta?

 

 

 

6. Comer en exceso no se equilibra con dejar de comer.

Deberemos evitar las comidas copiosas y, tal y como hemos mencionado antes, seguir el método del plato saludable. Si, por ejemplo, hemos comido mucho a la hora de la comida, lo típico es no cenar para “compensar” el exceso y no ganar peso. Sin embargo, esto no es así, ya que no existen recomendaciones ni suficiente evidencia científica que aseguren que reducir la ingesta en la cena haga perder peso (2). De hecho, no cenar podría favorecer la ansiedad producida por el hambre y con ello producirse un aumento en la ingesta de calorías, pudiendo derivar en la ganancia de peso (3). La única excusa para saltarse alguna comida es que nos sintamos muy llenos tras el exceso de comida y, tal y como se mencionaba en el punto 6, no hay que forzarse a comer si no hay hambre.

 

7. Evitar el picoteo.

Es importante comer adecuadamente entre horas, puesto que el picoteo insano (patatas fritas, por ejemplo) también puede favorecer la ganancia de peso. Existen muchas variantes, como la fruta. También se puede acompañar con un puñado de frutos secos. En ambos casos, el transporte de estos alimentos es fácil, además de ser alimentos saludables y que permitirán controlar mejor nuestro peso, puesto que nos dan saciedad.

Alimentos bajo índice glucémico. Alimentos integrales. Wholemeal recipes. Centro Pronaf    ¿Sabes que existen snacks saludables para picotear sin sentirnos culpables?

 

 

8. Cuidado con el consumo de alcohol.

Generalmente en estas fechas los excesos no solo se producen con las comidas, sino también con el consumo de alcohol. Tomamos como ejemplo el vino que, según la BEDCA, aporta 71 kilocalorías por cada 100g, y se denominan “calorías vacías”. Esto quiere decir que nutricionalmente no nos aportan nada (ni vitaminas, ni minerales, ni nada) por lo que lo único que nos hacen es engordar. Es por ello que nuestra recomendación es que no se ingieran estos productos o, si son ingeridos, no excedernos en más de uno.

 

9. Moverse sigue siendo importante, incluso en vacaciones.

Si, por ejemplo, vamos a las procesiones de Semana Santa, una buena opción es ir andando a ellas. Una buena idea también es realizar alguna ruta de senderismo en los días libres de Semana Santa, puesto que nos permite desconectar, salir de nuestra rutina y, además, obtener los beneficios del ejercicio físico.

Recordar que caminar a paso ligero durante alrededor de 30 minutos después de las comidas copiosas, ayuda a reducir el pico de insulina y a ayudar a que el cuerpo utilice el exceso de ingesta de una forma más adecuada, ya que los músculos estarán activos.

¿Conoces nuestros programas de entrenamiento?

Y tú, ¿qué comes y cuándo en semana santa? Cuéntanoslo en un comentario.

No lo olvides, si te ha gustado, comparte nuestro post en tus redes sociales o deja un comentario. Centro PRONAF.

twiter PRONAF facebook PRONAF 

Sticky

Post a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*